lunes, 10 de mayo de 2010

LIMPIEZA INTERIOR POR MEDIO DE LA LECTURA DE LA PALABRA DE DIOS...


Hebreos 4:12 “Porque la palabra de Dios es viva y eficaz, y más cortante que toda espada de dos filos; y penetra hasta partir el alma y el espíritu, las coyunturas y los tuétanos, y discierne los pensamientos y las intenciones del corazón”.

Se cuenta la historia de un anciano que vivía en una granja en las montañas de Kentucky oriental con su joven nieto. Cada mañana, el Abuelo se sentaba temprano en la mesa de la cocina para leer su vieja y estropeada Biblia. Su nieto, que quería ser como él, intentó imitarlo cuando era posible. Un día el nieto preguntó, “Abuelo, yo intento leer la Biblia, me gusta pero no la entiendo, y lo que logro entender se me olvida cuando cierro el libro. ¿Qué hay de bueno en leer la Biblia?” El abuelo silenciosamente dejó de echar carbón en la estufa y dijo: “Baja el canasto del carbón, y ve al río, y tráeme un canasto lleno de agua”. El muchacho hizo tal y como su abuelo le dijo, aunque toda el agua se salió del canasto antes de que él pudiera volver a la casa. El abuelo se rió y dijo, “Tendrás que moverte un poco más rápido la próxima vez”, y lo envió nuevamente al río con el canasto a intentar traer agua en él. Esta vez, el muchacho corrió más rápidamente, pero el canasto estaba de nuevo vacío antes de llegar a la casa. Ya sin respiración, le dijo a su abuelo que era “imposible llevar agua en un canasto,” y fue a conseguir un balde. El anciano lo detuvo diciendo “yo no quiero un balde con agua, quiero un canasto con agua. Tú puedes hacerlo”. A estas alturas, el muchacho sabía que la tarea era imposible, pero quería mostrar a su abuelo que aún cuando corriese más rápido, el agua se saldría antes que llegase a la casa. El muchacho sacó el agua y corrió tanto como pudo, pero cuando llegó donde su abuelo el canasto estaba de nuevo vacío. Exhausto, el muchacho dijo “abuelo es inútil”. “¿Por qué piensas que es inútil? contesto el abuelo. “Mira dentro del canasto”. Viendo su interior comprendió por primera vez que el canasto tenía algo diferente. En lugar de un fondo sucio por el carbón, este lucía limpio. “Esa es la obra de Dios en nuestras vidas. Él nos cambia desde dentro lentamente hasta transformarnos”

Jesús dijo en Juan 5:39 Escudriñad las Escrituras; porque a vosotros os parece que en ellas tenéis la vida eterna; y ellas son las que dan testimonio de mí;

Muchos cristianos leen la Biblia o la cita bíblica del Sermón solo cuando asisten al servicio dominical, pero en el transcurso de la semana se olvidan de leerla, de escudriñarla, de saborearla. Jesucristo noS ordenó que las escudriñemos, ya que allí está la vida eterna, y dan testimonio de Él.

Todos necesitamos limpieza interior, y no se logra sólo cuando muchos asisten a “encuentros” o retiros de liberación, eso en parte puede atraer a la comunión con Dios, mientras dura el retiro y luego ¿qué hay?. Está comprobado por testimonio de Jesucristo, que la limpieza interior, la purificación del alma se logra por medio de la lectura constante de la Palabra: “Porque la palabra de Dios es viva y eficaz, y más cortante que toda espada de dos filos; y penetra hasta partir el alma y el espíritu, las coyunturas y los tuétanos, y discierne los pensamientos y las intenciones del corazón”.

Es importante que de inmediato nos volvamos a la Palabra, y que por medio de la fe la hagamos realidad en nuestra vida.

Deja que la Palabra de Dios quite el tile del corazón. Hagámonos una limpieza interior a la luz de lectura de la Biblia.

Bendiciones. Solo haz la prueba y dentro de un par de días me cuentas sino es verdad….

Con amor para ti y para mí…

2 comentarios:

martins111 dijo...

Visitei seu blog, gostei. Visite o meu e se gostar podemos fazer uma interação. Um grande abraço na paz e na graça de nosso Senhor Jesus Cristo. http://joaorevela.blogspot.com/

Noemi dijo...

Muchas bendiciones, le estoy visitando nuevamente ya que soy seguidora de este blog, les bendigo grandemente.
www.creeenjesusyserassalvo.blogspot.com